1.- Un ciberataque obliga a cerrar una cadena de supermercados sueca con 800 tiendas. La cadena Coop Sweden tuvo que suspender la actividad de la mayoría de las aproximadamente 800 tiendas que opera en todo el país, después de que un ataque de piratería a su proveedor de servicios digitales inutilizara sus cajas registradoras.

2.- Una plataforma cloud crítica de la OTAN fue comprometida. Un grupo cibercriminal ha confirmado, tras su ciberataque ransomware contra la empresa Everis y a través de una nota de rescate compartida con DDoSecrets, haber comprometido la plataforma cloud denominada "Proyecto de Gestión de Acceso de Identidad y Arquitectura Orientada a Servicios" (SOA & IdM). Una plataforma utilizada por la OTAN en el desarrollo de su programa "Polaris" y cuya información estaba almacenada en un servidor de una de las subsidiarias latinoamericanas de Everis afectadas. Los autores de este ataque afirman disponer supuestamente de copias de los datos, haber borrado las copias de la empresa y tener la posibilidad de modificar el código fuente de la plataforma.

3.- El sistema ferroviario de Irán sufrió un ataque cibernético, informa AP, que cita a la agencia persa Fars. Los piratas informáticos publicaron anuncios falsos sobre supuestos aplazamientos y cancelaciones de trenes en los tableros de información en estaciones de todo el país, provocando innumerables retrasos. Horas antes, la agencia iraní informó que los trenes perdieron el control sobre su sistema de seguimiento electrónico. Además, precisaron que el 'hackeo' se  tradujo en un "caos sin precedentes" en estaciones de trenes. Los hackers publicaron el número telefónico del Líder Supremo iraní, Alí Khamenei, para que la gente llamara para obtener más información sobre los retrasos.
Alí Khamenei
4.- Los "hackers" que atacaron a la empresa de 'software' Kaseya exigen 70 millones de dólares en bitcoines por el descifrado. El ataque se dejó sentir en al menos 17 países —Reino Unido, Canadá, Kenia y Nueva Zelanda, entre otros—, desestabilizando el funcionamiento de empresas en varios sectores, incluidos servicios financieros, compañías de viajes y de ocio, así como entes públicos. El ransomware codifica el contenido de un sistema infectado. El perpetrador exige luego un pago a cambio de una clave de cifrado para restaurar la información.

5.- Ciberdesastre en un distrito de Alemania, coincidiendo con el evento Cyber Polygon. El distrito de Anhalt-Bitterfeld ha declarado la catástrofe después de que sus sistemas informáticos quedaran paralizados por un ataque de hackers, en lo que el organismo federal de vigilancia de la ciberseguridad ha confirmado como la primera "cibercatástrofe" del país.  Como resultado del ataque, el condado, que tiene una población de unos 157.000 habitantes, no puede seguir pagando la asistencia social y la manutención de los hijos, por ejemplo. Según la evaluación de los expertos en seguridad, la infraestructura de TI municipal en Alemania es probablemente la peor protegida contra los ataques cibernéticos, aunque aquí se generan muchos datos de los ciudadanos.